Análisis del riesgo ambiental en ISO 14001

Gestión del riesgo ambiental

El análisis del riesgo ambiental es un requisito de la norma ISO 14001. Requiere la definición de causas y peligros vinculados a sucesos iniciadores para determinar las causas de los riesgos y peligros. De ésta forma y a partir de los diferentes escenarios de accidentes se puede evaluar y gestionar el riesgo ambiental.

1. Identificación fuentes de peligro ambiental

Se deben considerar las fuentes de peligro, relacionadas con el riesgo ambiental:

  1. Recursos humanos vinculados con la organización (estructura; sistemas de gestión; cultura preventiva; procedimientos; comunicación interna y externa; condiciones ambientales del puesto de trabajo; etc.)
  2. Ámbito individual referente a formación; entrenamiento; capacitación; errores humanos, etc.
  3. Actividades e instalaciones de almacén. Tener en cuenta materias primas; combustibles; productos terminados; productos intermedios, etc.
  4. Procesos e instalaciones productivas. Implica los equipos; manejo de sustancias; disposición; medidas de seguridad; condiciones del entorno; condiciones del proceso o la gestión del mantenimiento, entre otros puntos.
  5. Procesos e instalaciones auxiliares. Incluyen: producción de calor; producción de frío; generación de energía eléctrica; protección contra incendios; tratamiento de agua para procesos e instalaciones; instalaciones de prevención y tratamiento de la contaminación (depuración de aguas residuales, tratamiento de emisiones atmosféricas, almacenamiento y tratamiento de residuos, ruidos y vibraciones) etc.
  6. Elementos externos a la instalación:
    • Naturales, tanto físicos (rayos, inundaciones, terremotos, etc.) como bióticos (proliferación de animales, plagas, etc.);
    • Infraestructuras y suministros: vías de transporte, agua, gas, energía, etc.;
    • Socio económicos: vandalismo, sabotaje, terrorismo, etc.;
    • Características de las instalaciones vecinas.

Una vez determinadas las causas y peligros se requiere identificar las causas o sucesos iniciadores. Así podemos trabajar en la identificación y solución de sus causas así como definir mejor el escenario accidental y sus consecuencias, facilitando la gestión del riesgo.

2. Escenarios de accidentes

Identificadas las fuentes de peligro ambiental y sus causas, se debe establecer a través de un árbol de sucesos la secuencia de eventos o alternativas posibles que pueden dar lugar a los distintos escenarios de accidente para estimar las potenciales consecuencias de un determinado suceso vinculado al riesgo ambiental.

Se pueden utilizar diferentes criterios cuantitativos o semicuantitativos para asignar la probabilidad del escenario de accidente recogidos en el árbol de sucesos. Algunos de los criterios, pueden ser: datos históricos del sector, actividad o de accidentes; bibliografía especializada o información de fabricantes, proveedores.

Posteriormente se deben estimar las consecuencias asociadas al escenario de accidente, para lo cual la organización debe estimar los daños o consecuencias negativas que cada uno de los escenarios causa sobre el medio receptor (entorno natural, humano y socio-económico). Hay diversidad de metodologías cuantitativas y cualitativas, cuya aplicación depende de las actividades analizadas. Las metodologías de estimación de consecuencias pueden ser sectoriales.

Finalmente, se estima el riesgo. Teniendo en cuenta la definición de riesgo, y una vez identificados todos los posibles escenarios de accidente y asignadas las probabilidades de ocurrencia de los mismos, así como las posibles consecuencias de cada uno de ellos, se debe proceder a la estimación de los riesgos de cada suceso iniciador y, finalmente, de la organización en su conjunto.

Riesgo = Probabilidad/Frecuencia x Gravedad de las consecuencias

3. Evaluación y gestión del riesgo ambiental

En la evaluación del riesgo ambiental se emite un juicio sobre la tolerabilidad del riesgo y por tanto su aceptabilidad. Algunos de los criterios a considerar son:

  • Factores sociales y requisitos legales expresados tanto en datos actuales como en tendencias;
  • Estrategia de negocio y valores de la compañía, expresados en la misión, visión, valores, código de conducta, políticas o manuales;
  • Necesidades y expectativas de las partes interesadas vinculadas al alcance del análisis de riesgos;
  • Aspectos económicos y financieros, tanto del global de la organización, como los particularmente derivados de la reducción del riesgo a aplicar;
  • Disponibilidad o madurez de la tecnología o del equipamiento a utilizar para reducir o eliminar el riesgo.

La evaluación de riesgos ambientales debe aprobarla Dirección. El resultado debe ser un documento que contenga los resultados de la preparación, la deliberación y las conclusiones del proceso, con evidencia de quien ha participado en ella.

4. Gestión del riesgo ambiental

Es el conjunto de actividades coordinadas para dirigir y controlar el riesgo ambiental de una organización. Tiene como objeto principal la toma de decisiones sobre los riesgos ambientales de una organización, fundamentada en criterios de seguridad y eficiencia económica.

Incluye el análisis, la evaluación y la toma de decisiones para el tratamiento de los riesgos evaluados desde los puntos de vista técnico y económico.

5. Links de interés

  • UNE 150008:2008 – Análisis y evaluación del riesgo ambiental
  • UNE-ISO/IEC GUÍA 73:2010 – Gestión del Riesgo. Vocabulario. Directrices para la utilización en las normas
  • UNE 157921 Criterios generales para la elaboración de estudios de impacto ambiental
  • ISO 14001 – Requisitos para sistemas de gestión ambiental